Imprimir
Categoría: Argentina

Representantes de organismos de Derechos Humanos fueron recibidos ayer por el presidente, Alberto Fernández, quien fue acompañado por la ministra de Justicia y Derechos Humanos, Marcela Losardo y el secretario del área, Horacio Pietragalla.

“Estoy muy convencido de lo que hay que hacer y sé muy bien donde no queremos volver”, dijo Fernández al transmitir su “compromiso” con las organizaciones a las que prometió recibir “siempre”.

El encuentro tuvo lugar a pocos días del almuerzo que Pietragalla compartiera con representantes de la Mesa Nacional de Organismos de Derechos Humanos que integran –entre otros- la Liga Argentina por los Derechos Humanos, CELS, Familiares y Compañeros de los 12 de Santa Cruz, el Movimiento Ecuménico, Madres de Plaza de Mayo Línea Fundadora, Abuelas, H.I.J.O.S., Familiares de Detenidos y Desaparecidos, APDH y APDH La Matanza.

Ahí, Pietragalla reseñó la situación en que encontró la Secretaría tras cuatro años de gestión a cargo de Claudio Avruj, en los que –recalcó el actual titular del área- “hubo ausencia enorme del Estado”, en tanto que uno de los presentes, el dirigente de la Ladh, José Ernesto Schulman, hizo hincapié en que es preciso que se libere a los presos políticos.

Y fue precisamente Schulman uno de los presentes en la cita de ayer en Casa Rosada donde, por parte de los organismos, también se dieron cita –entre otros- Estela de Carlotto, Taty Almeida y Lita Boitano.

La Liga fue a la reunión con una agenda clara consensuada con el resto de organismos, en lo que representa “un ejemplo de unidad programática y también de unidad de acción en política concreta”, ya que “sin diluir nuestras identidades, sin ser parte del gobierno, nuestro rol está en las calles y sabemos que cualquier reunión, cualquier compromiso se firma con pueblo movilizado exigiendo que se cumplan sus derechos y conquistando leyes que abran el camino hacia una sociedad más justa”.

Ahí se plantea que “las detenciones indebidas deben terminar lo antes posible”, al referirse a los presos políticos dejada por la política persecutoria a opositores llevada adelante por el Gobierno Cambiemos que, recordó, se manifestó en “espionaje ilegal, extorsión económica, armado de causas indebidas, el injusto encarcelamiento de compañeras y compañeros sin el debido y justo proceso judicial”.

Asimismo señaló su preocupación por “la abusiva injerencia del Poder Ejecutivo sobre el Judicial” y, en este sentido, recordó la designación por decreto de Carlos Rosenkrantz y Horacio Rosatti para la Corte Suprema y la “indebida conformación del Consejo de la Magistratura”.

Pero también la “connivencia entre jueces, fiscales y servicios de Inteligencia para perseguir ciudadanos, fundamentalmente opositores y ex funcionarios, siendo la actual vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner la dirigente más perseguida, tanto ella y su familia”, así como la falta de funcionamiento de la Comisión Interpoderes que no funciona desde hace cuatro años.

Propuestas

Otra cosa en la que hizo hincapié la Ladh es en el pedido de que “la Justicia alcance a los responsables del genocidio y de los crímenes de lesa humanidad, así como también la investigación y juzgamiento de los delitos económicos cometidos durante la dictadura” y, al respecto, señaló que “necesitamos urgentemente que se lleve adelante una reforma judicial que garantice el nombramiento de jueces federales para la conformación de los tribunales y se conformen nuevos juzgados y tribunales federales, porque con los actuales no alcanzan”.

Tras lo que recalcó que “el paso del tiempo es impunidad, los plazos biológicos se acortan rápidamente”.

Asimismo, planteó que la renegociación de la deuda externa no debe afectar los derechos del pueblo y recordó que el desarrollo económico de un país, para garantizar el bienestar de sus habitantes, “es un derecho humano consagrado en tratados internacionales”.

Por lo que, resaltó que es imprescindible garantizar que nadie pase hambre, se reactive la producción y las economías       regionales, en un contexto en el que “las políticas públicas tengan un enfoque de derecho, garantizando el respeto       irrestricto de los derechos humanos”.

También indicó que es preciso que se profundice la búsqueda y restitución de la identidad a nietos, hijos, hermanos desaparecidos durante la última dictadura, al tiempo que se preserve y mantenga adecuadamente los sitios de memoria.

Por otra parte, la Ladh hizo público su apoyo a la gestión de la ministra de Seguridad, Sabina Frederic, “en todas las medidas que ha tomado: investigación de lo actuado por Gendarmería y Prefectura en los casos de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel, derogación de los decretos que avalan el accionar de las fuerzas de seguridad enmarcado en lo que se conoce como la Doctrina Chocobar”.

Además planteó su interés en que se arbitren medios para esclarecer la desaparición forzada de Jorge Julio López, así como para casos de violencia institucional como el del asesinato de Luciano Arruga. Tras lo que pidió acceso a los archivos de los servicios de Inteligencia y las Fuerzas Armadas.

Y, después de saludar “la postura del gobierno argentino y las gestiones personales de Alberto Fernández, ante el golpe de Estado en Bolivia que permitió preservar la vida del presidente Evo Morales y su vicepresidente Álvaro García Linera, recordó que es preciso “sostener nuestra postura solidaria y de integración latinoamericana y la tradición argentina de no injerencia en los asuntos internos de países hermanos”.

Fuente:

Nuestra Propuesta | Diario del Partido Comunista de la Argentina

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.