12 | 12 | 2019

En junio de 2016 el entonces presidente Juan Manuel Santos planteaba que posterior a la firma del acuerdo de paz con la insurgencia de las FARC-EP, uno de los organismos que debería fortalecerse era el Escuadrón Móvil Anti Disturbios -Esmad- de la Policía Nacional; esta era su forma de darle respuesta a las exigencias sociales en el inicio del pos acuerdo. Para las clases dominantes, era previsible que, ante la desaparición del enemigo interno común, la inconformidad social iría en aumento.

Reproducimos un artículo de la página web farc-ep.net, manejada por la agrupación liderada por Iván Márquez y Jesús Santrich:

Las FARC-EP (Segunda Marquetalia) deploran el fallecimiento del camarada Fernando Bustos en la madrugada del 29 de noviembre en Villavicencio. A su familia, a todos los guerrilleros y amigos que lo quisieron, nuestras más sentidas condolencias.

Fernando Marquetalia -como se le conocía-, había nacido el 28 de julio de 1950 en un hogar campesino del sur del Tolima. En 1963, luego del asesinato de “Charro Negro” en Gaitania, a sus 13 años de edad, se vinculó al movimiento agrario de Marquetalia, dirigido por excombatientes bajo el mando de Manuel Marulanda Vélez. La guerrilla de los comunes dirigida por Jacobo Prías Alape (Charro Negro) y Pedro Antonio Marín (Manuel Marulanda) había pactado la paz con el gobierno del Frente Nacional. El Acuerdo obligaba al gobierno a restablecer las libertades ciudadanas, decretar la amnistía, liberar a los presos políticos y atender las necesidades socio-económicas de la población campesina. Por su parte la guerrilla se comprometió a cesar la confrontación, pero sin rendir ni entregar las armas, las que consideraba la única garantía de cumplimiento de los acuerdos.

Reproducimos un artículo de la página web farc-ep.net, manejada por la agrupación liderada por Iván Márquez y Jesús Santrich:

FARC-EP anuncia la pronta publicación del libro LA SEGUNDA MARQUETALIA, la lucha sigue, escrito por Iván Márquez, cuyo prólogo, salido de la pluma prodigiosa de Jesús Santrich, El Disidente, anticipamos para todos los lectores. Dibuja el prologuista sobre un lienzo, las causas del regreso a las armas como reacción del decoro frente a la perfidia del Estado y las vicisitudes de la marcha rebelde de la Segunda Marquetalia.

redglobeLa movilización social en Colombia continuará, después de dos semanas de protestas, tras no ser escuchados por el gobierno del presidente Iván Duque, así lo manifestó la Federación de Trabajadores de la Educación (Fecode).

«El gobierno se niega a negociar. No escucha. Básicamente quiere un comité de aplausos», manifestó la Federación tras una nueva reunión del Ejecutivo y el Comité de Paro.

redglobeContinúan las protestas en Colombia que han paralizado al vecino país en rechazo al neoliberalismo que ha impuesto el gobierno de Iván Duque y que afecta a la mayoría de la clase media y humilde.

«Hoy es cese de actividades económicas. Es una huelga general para llevar a Duque a negociar la mejoría de los derechos a la educación, la pensión, la salud, la estabilidad laboral y la paz», escribió en su cuenta de Twitter el senador de izquierda y excandidato presidencial Gustavo Petro, uno de los principales convocadores a la marcha.

Reproducimos un artículo de la página web farc-ep.net, manejada por la agrupación liderada por Iván Márquez y Jesús Santrich:

El gobierno del presidente Duque empeñado en la continuidad de la mafia uribista en el poder puede pasar a la historia como uno de los peores desde la fundación de la República. Vivimos los colombianos una época de calamidad. Durante un año y dos meses hemos tenido un presidente distraído de la realidad social pero muy concentrado en derrocar a Nicolás Maduro y en la desestabilización de Venezuela. Siempre mirando la paja en el ojo ajeno, mientras mucha gente busca comida en los basureros, deambula sin salud, sin empleo, sin vivienda digna, y sin posibilidades de una buena educación.

Reproducimos un artículo de la página web farc-ep.net, manejada por la agrupación liderada por Iván Márquez y Jesús Santrich:

Desde el Inírida que acaricia con la ternura de sus aguas frescas la selva amazónica y del Orinoco, sitiados por la fragancia del Vaupés, que es piña madura, anunciamos al mundo que ha comenzado la Segunda Marquetalia bajo el amparo del derecho universal que asiste a todos los pueblos del mundo de levantarse en armas contra la opresión. Es la continuación de la lucha guerrillera en respuesta a la traición del Estado al Acuerdo de Paz de La Habana. Es la marcha de la Colombia humilde, ignorada y despreciada hacia la justicia que destellan las colinas del futuro. Será la de la paz cierta, no traicionada, desplegando sus alas de anhelos populares sobre la perfidia del establecimiento. La rebelión no es una bandera derrotada ni vencida; por eso continuamos con el legado de Manuel y de Bolívar, trabajando desde abajo y con los de abajo por el cambio político y social.

Reproducimos un artículo de la página web farc-ep.net, manejada por la agrupación liderada por Iván Márquez y Jesús Santrich:

Desde el Inírida que acaricia con la ternura de sus aguas frescas la selva amazónica y del Orinoco, sitiados por la fragancia del Vaupés, que es piña madura, anunciamos al mundo que ha comenzado la Segunda Marquetalia bajo el amparo del derecho universal que asiste a todos los pueblos del mundo de levantarse en armas contra la opresión. Es la continuación de la lucha guerrillera en respuesta a la traición del Estado al Acuerdo de Paz de La Habana. Es la marcha de la Colombia humilde, ignorada y despreciada hacia la justicia que destellan las colinas del futuro. Será la de la paz cierta, no traicionada, desplegando sus alas de anhelos populares sobre la perfidia del establecimiento. La rebelión no es una bandera derrotada ni vencida; por eso continuamos con el legado de Manuel y de Bolívar, trabajando desde abajo y con los de abajo por el cambio político y social.

Reproducimos un comunicado del Partido Comunista Colombiano:

El paro nacional del 21 de noviembre

El movimiento de protesta, convocado como paro Nacional el 21 de noviembre, ha devenido en una grandiosa expresión de inconformidad, indignación y rechazo al gobierno de Iván Duque, a su política social y al tratamiento de guerra a los reclamos ciudadanos. Es una movilización social legítima, que muestra un nuevo espíritu de repudio al miedo y se abre a nuevos ambientes de lucha. Decenas de miles de jóvenes, de asalariados/as, de desempleados/as, de estudiantes, mujeres y diversidades organizados/as, de capas sociales muy diversas, han decidido darle continuidad a través de los « cacerolazos », las marchas, plantones, bloqueos y mítines relámpago.

El alcalde de Cali, Maurice Armitage, declaró este jueves 21 de noviembre un toque de queda a partir de las 19:00 (hora local), en medio de la marcha en esa ciudad por la jornada de paro nacional que se llevó a cabo en toda la nación colombiana.

De igual manera, el Burgomaestre aseveró que la medida responde a «una serie de vándalos, desadaptados y delincuentes» que «están atracando y saqueando negocios», a quienes aseguró les caerá todo el peso de la ley.

“Desde Colombia llevan años afirmando que el chavismo desestabiliza la región, presentan pruebas falsas hasta en la ONU. Mientras, en la conversación filtrada entre la nueva Canciller, Claudia Blum y su embajador en Estados Unidos, Francisco Santos Calderón, confiesan cómo y con quiénes conspiran para desestabilizar Venezuela”, sentenció el ministro del Poder Popular para Relaciones Exteriores, Jorge Arreaza, a través de su cuenta Twitter @jaarreaza.

Real time web analytics, Heat map tracking

Esta web utiliza cookies. Si continuas navegando, estás aceptándolos.